wordpress visitor
Principal | Fadep News

La ONU pregunta, ¡y el mundo responde!

myworld

My World (Mi Mundo) es una encuesta global dirigida por las Naciones Unidas (ONU) y sus asociados, a través de la cual los ciudadanos de todas las nacionalidades compartieron sus puntos de vista con los líderes mundiales con base en los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) sumados a otras problemáticas en la actualidad, tales como: sostenibilidad, seguridad, gobernabilidad y transparencia para así poder presentar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) durante el 2015.

¿Cuáles eran los ODM? Básicamente eran ocho:

  1. Erradicar la pobreza extrema y el hambre
  2. Educación básica para todos
  3. Igualdad de oportunidades para el hombre y la mujer
  4. Reducir la mortalidad infantil
  5. Mejorar la salud en la maternidad
  6. Avanzar en la lucha contra el VIH y otras enfermedades
  7. Asegurar un medio ambiente sano y seguro
  8. Lograr una sociedad global para el desarrollo

La encuesta fue respondida por 9,725,891 personas de todo el mundo, según la página oficial, la mayoría de los cuales, con un margen mínimo, fueron hombres; el mayor rango de edades osciló entre los 16-30 años, y la mayoría terminaron el nivel educativo de la secundaria.

Los resultados que arrojó la encuesta fueron contundentes. La mayoría de personas alrededor del mundo exigen y están conscientes de la necesidad de una mejor educación para la población, mejoría en los sistemas de salud y en las oportunidades de trabajo así como gobiernos honestos y atentos a las necesidades de las naciones.

Con esto en mente, la ONU sumó a los ODM las necesidades pertinentes para trabajar la temática de sostenibilidad, a través de los ODS:

  1. Fin de la pobreza
  2. Hambre Cero
  3. Salud y bienestar
  4. Educación de calidad
  5. Igualdad de género
  6. Agua limpia y saneamiento
  7. Energía asequible y no contaminante
  8. Trabajo decente y crecimiento económico
  9. Industria, innovación e infraestructura
  10. Reducción de las desigualdades
  11. Ciudades y comunidades sostenibles
  12. Producción y consumo responsables
  13. Acción por el clima
  14. Vida submarina
  15. Vida de ecosistemas terrestres
  16. Paz, justicia e instituciones sólidas
  17. Alianzas para lograr objetivos

Sin embargo, ¿Corresponden a las prioridades expresadas por la población? ¿Presentan una ruta clara para alcanzar un desarrollo sostenible? Sin duda alguna son excelentes objetivos, pero es importante que cada país concrete cómo llevarlos a cabo, y es aquí donde el papel de la familia es clave.

Aunque los ODS son bastante amplios, la visión tanto de la ONU como de los países que se comprometieron a llevarlos a cabo debe ser siempre el bienestar de la persona y el desarrollo integral de la misma. En esta línea, una de las bases para poder llevar a cabo esto es el fortalecimiento de la institución básica, la familia, la cual ha sido dejada a un lado, tanto en los ODM como en los ODS.

Es fundamental tener como eje estratégico de la sostenibilidad de una nación a la familia, para que los padres, en su papel de primeros educadores, empoderen a sus hijos hacia un camino de plenitud y excelencia. Si la familia mejora, automáticamente impacta a la sociedad y se mejora en los objetivos planteados: reducción de pobreza, mejoría en temas de educación y salud, sostenibilidad del medio ambiente etc.

Dentro de ambos grupos de objetivos, llama la atención el tema de igualdad de género (que no es lo mismo que equidad de género). Mientras equidad se refiere a la “justicia natural, por oposición a la letra de la ley positiva”, la igualdad se refiere a la “conformidad de algo con otra cosa en naturaleza, forma, calidad o cantidad”. La cual, como se ha visto en países como España y Estados Unidos, en su afán por imponer la ideología (de género), pretenden pasar por encima de otros derechos básicos y del bienestar común de la sociedad.

En FADEP estamos convencidos que el cambio de la sociedad debe surgir desde la familia, por esta razón es imperante y fundamental fortalecer y ayudar a dicha institución para que su desarrollo y crecimiento tenga siempre como objetivo el desarrollo integral de cada ser humano y como consecuencia, de la sociedad.

 

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

Sociedad Civil en la OEA: La familia es el eje fundamental para el desarrollo sostenible

oeaRecientemente se celebró la 46 Asamblea General de la Organización de Estados Americanos, OEA, del 13 al 15 de junio en República Dominicana. El tema de dicho evento fue “Fortalecimiento Institucional para el Desarrollo Sostenible en las Américas”. 

Durante el fin de semana previo, la sociedad civil tuvo la oportunidad de ser parte de mesas de trabajo (cada una con una temática en específico) para presentar a los embajadores y representantes de todas las naciones, ideas, inquietudes y necesidades que consideraron importantes a tomar en cuenta.

La mesa de trabajo  de “Familia”, en la cual tuvimos la oportunidad de participar, con el objetivo principal de promover los derechos y la importancia del fortalecimiento de dicha institución, presentó un documento final que expone lo siguiente:

  • Invitación a que el diálogo sobre el desarrollo sostenible se enfoque en alcanzar las necesidades básicas de los pueblos americanos, tales como: acceso a agua potable, alimentación, vivienda, acceso a servicios de salud, educación y empleo, ya que éstos son los principales problemas que las sociedades americanas enfrentan.
  • Solicitud que las políticas promovidas por la Organización, reconozcan a la familia como centro para el logro de un desarrollo sostenible real, pues es dentro de la familia donde la personas comienzan su formación como ciudadanos responsables, lo cual impacta directamente en la estabilidad y el bien común de la sociedad. Por ende, se debe proteger de acuerdo a lo establecido por el artículo 17 de la Convención Americana de Derechos Humanos.
  • Un llamado a los representantes de los Estados ante la Organización a respetar el marco legal establecido en los tratados internacionales, especialmente lo dispuesto en el artículo 41 del Pacto de San José de Costa Rica, el cual establece que las recomendaciones de las Comisiones deben realizarse dentro del marco de las leyes internas y preceptos constitucionales de cada país. En tal tenor cabe resaltar que los tratados internacionales sobre derechos humanos, y en especial el Pacto de San José, tienen unidad de criterio respecto a los conceptos y derechos en lo referente a la protección de la familia como célula fundamental de la sociedad.
  • Se afirma que proteger al no nacido es la mejor forma de asegurar un desarrollo sostenible para las sociedades, pues con esto se asegura que habrá futuras generaciones, quienes gozarán de los recursos que con esta iniciativa se están conservando. En aras de alcanzar un verdadero desarrollo sostenible, se debe proteger y respetar el derecho más básico de todo ser humano; tal y como lo establece la Convención Americana en sus artículos 1º y 4º, lo cual está en consonancia con la mayoría de las leyes nacionales de los distintos Estados miembros.
  • Solicitud a los Estados a respetar la equidad de la mujer y del hombre, protegiendo sus identidades propias, pues con ellas, se complementan para enriquecer las sociedades. Asimismo, promover políticas que protejan a la mujer embarazada y a su hijo. Toda vida humana debe ser protegida desde la fecundación hasta la muerte natural.
  • Existe una profunda preocupación por la mortalidad materna como flagelo en la región, existen posturas que pretenden reducirla mediante la promoción del aborto. Las mejores prácticas realizadas en la región indican que un real acceso universal a los servicios de salud, mejorando el proceso continuo de atención antes, durante y después del embarazo, y asociados a la prohibición total del aborto, son la mejor solución a esta problemática, como lo demuestra el exitoso caso de Chile.
  • Solicitud que los Estados reconozcan que la familia es la institución natural social por excelencia, y tiene su fundamento en la unión entre un hombre y una mujer, siendo la pieza principal en el aporte al capital social renovable. A su vez, es la mayor contribuyente al desarrollo sostenible.
  • Existen posturas que afirman el reconocimiento de diversidad de familias. El dato biológico de la naturaleza humana indica que la preservación del género humano depende exclusivamente de la unión entre un hombre y una mujer.
  • Se hace un llamado a los Estados a establecer políticas públicas para el fortalecimiento de la familia, como pilar del desarrollo económico y el mayor capital social de nuestros pueblos. La calidad de las naciones depende de la calidad de sus familias.
  • Se hace un llamado a los Estados a respetar y proteger el derecho de los padres a educar a sus hijos, recordándoles que su rol es subsidiario y no sustitutivo, en concordancia con lo establecido en los tratados internacionales de derechos humanos.
  • Se hace un llamado las instituciones de esta Organización, de manera especial a la Corte Interamericana de Derechos Humanos, a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y a la Comisión Interamericana de Mujeres, para que se apeguen al marco jurídico establecido y autorizado por los Estados, pues de lo contrario violentan la autodeterminación de los pueblos y, con ello, el proceso democrático que esta Organización tiene como pilar fundamental. La Organización de Estados americanos no tiene facultades para redefinir la Familia, vulnerando la soberanía y las constituciones de los Estados.
  • Por último, se hace notar que la desintegración familiar trae consecuencias negativas en los países. La familia integrada y estable es la que reporta menores índices de violencia intrafamiliar, de abuso sexual intradoméstico, deserción escolar y de pobreza. Por ende, la mejor estrategia de desarrollo para los Estados es promover políticas de protección de la familia.

En FADEP promovemos y alentamos estas iniciativas, porque estamos convencidos que no hay otro lugar donde el ser humano pueda desarrollarse integralmente, y no existe otra célula social que empuje el desarrollo de la sociedad y las naciones como lo hace la familia.

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

Sociedad Civil en la 46 Asamblea de la OEA

46agEn el marco de la 46 Asamblea General de la Organización de Estados Americanos, OEA, a realizarse del 13 al 15 de junio del 2016 en Santo Domingo, República Dominicana,  el movimiento social “Sí, queremos sostenibilidad” formado por familias articuladas por sus parroquias, congregaciones religiosas, sindicatos, juntas de vecinos y otras organizaciones de la Sociedad Civil ha convocado a una manifestación pacífica para el próximo domingo 12 de junio, a las 3:00 pm fijando como punto de reunión el Colegio Calasanz de la Avenida Independencia.

En una nota de prensa publicada el día de ayer, 9 de junio de 2016, indican que la Manifestación consiste en una concentración de familias en torno a un programa de actividades de reflexión, oración y expresiones artísticas de música, danza y teatro en relación al tema de la Sostenibilidad y el Fortalecimiento de la Familia como institución principal de la sociedad, asi lo explicó el Sr. César Curiel, Coordinador General del Evento.

El movimiento ha desarrollado una amplia campaña en redes sociales, con el nombre #QueremosSostenibilidad, con la que busca expresar la defensa de la Vida, la Familia, el Cuidado de la Creación y la Identidad Cultural como valores fundamentales para un verdadero Desarrollo Sostenible.

Neydy Casillas, asesora jurídica para la OEA y Latinoamérica de Alliance Defending Freedom International expresó: “Los países deben estar muy atentos al contenido que se incluye en los documentos multilaterales y en las resoluciones de estos Organismos. Si analizamos las actuaciones de la OEA y los documentos que se han emitido, propuesto y discutido en años recientes, vemos presente una clara tendencia ideológica, y un esfuerzo por imponerla a través de acuerdos vinculantes o blandos que impliquen la modificación de un cambio en los sistemas de leyes. Esta ideología promueve una agenda a favor del aborto, las uniones entre personas del mismo sexo, el control poblacional y una Educación Sexual deshumanizante que ignora las adecuadas etapas del desarrollo de los niños y el derecho de los padres a elegir el tipo de educación que reciben sus hijos. Hemos de ser conscientes que los cambios en la Constitución y las leyes de los países, inevitablemente modifican la cultura”.

FADEP, junto a más de 10 organizaciones de la sociedad civil
guatemalteca, participará en la 46 Asamblea General de la OEA con el objetivo de unir esfuerzos y trabajar a favor de la persona, la familia y el desarrollo sostenible.

Documentos de interés:

Nota de Prensa
Manifesto de Movimiento “Sí, Queremos Sostenibilidad”

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

El trabajo de las mujeres

wcms_237455Las mujeres del mundo emplean más tiempo que los hombres en labores de cuidado no remuneradas, principalmente de los hijos. Pero las madres también trabajan en el mercado laboral, ya sea formal o informal,  para ayudar al sostenimiento de sus familias, lo que se traduce en una crisis de tiempo que les afecta en su calidad de vida y bienestar; afectando también a sus hijos.

Recientemente se publicó una investigación en Inglaterra, titulada Women’s work: mothers, children and the global childcare crisis., la cual resume la situación del cuidado de los niños en todo el mundo, con énfasis en los países en desarrollo fuera de América Latina y el Caribe.  El informe no incluye esta última región debido a que los estudios en esta temática suelen centrarse precisamente en Latinoamérica.  Por ejemplo el informe Panorama sobre los servicios de desarrollo infantil en América Latina y el Caribe, analiza los cuidados de servicio infantil y la situación de las mujeres.  Este informe afirma que “la demanda (y oferta) de servicios de cuidado han crecido en años recientes, mientras que los programas que brindan servicios de apoyo parental han visto decrecer su cobertura”, lo cual evidencia una mayor incursión de la mujer en el mercado laboral y una necesidad de tercerizar el cuidado de los hijos.

Latinoamérica ha visto cambios importantes en la participación laboral de las mujeres en los últimos 10 años. En todos los países de la región la participación laboral de mujeres en zonas urbanas se incrementó en la última década, con la excepción de tres: Ecuador, Guatemala y Honduras. Según la ENEI 2014, de la Población Económicamente Activa, el 39.9% corresponde a mujeres.  Si bien no hay datos comparables desagregados por estatus socioeconómico, son las mujeres más pobres las que más horas trabajan  y también son las mujeres que más trabajan (o han trabajado) quienes más demandan servicios de cuidado para sus hijos.

Por otra parte, en lo que se refiere al aporte femenino al ingreso del hogar, los datos revelan que en Colombia, El Salvador, Honduras y Nicaragua, las mujeres del quintil de riqueza más bajo en el sector urbano proveen más del 50% del ingreso del hogar, mientras que en el resto de países aportan con una proporción no menor al 30%.

Adicionalmente, un porcentaje alto de los hogares de los países de la región, especialmente de aquellos en el quintil de ingresos más pobre de las zonas urbanas, son encabezados por mujeres. De aquellos incluidos en la siguiente tabla, todos, con la excepción de México y Guatemala, presentan un porcentaje mayor al 30% de mujeres cabeza de familia para el quintil más pobre.

Mujeres_LATAM

 

El objetivo del estudio Women’s work: mothers, children and the global childcare crisis es descubrir dónde y cómo mejorar las políticas públicas, y la implementación de las mismas, para reducir las presiones a menudo sentidas por muchas mujeres  en su intento de equilibrar sus responsabilidades de atención a la familia con  la necesidad de ganarse la vida. El estudio afirma que en un total de 53 países en vías de desarrollo,  al menos 35.5 millones de niños menores de cinco años pasan  por lo menos una hora al día solos o bajo la supervisión de otro niño de menos de 10 años.

El desarrollo de muchos niños se ve dañado por la falta de cuidado de parte de las madres que se ven llevadas a sus límites para cumplir con su roles de guardián y proveedora del hogar.  Es importante que el Estado vele por el bienestar de la familia y que, tanto en el ámbito de las políticas como en las empresas,  se mejoren las condiciones de trabajo para que las mujeres no descuiden su rol más importante en la sociedad:  el cuidado de sus hijos para convertirlos en personas de bien.

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

El sabotaje de la fragmentación familiar

crisis-socialHoy en día, para salir victoriosos en temas de amor y afectividad, muchos adultos jóvenes deben librar dos grandes batallas, indica David Lapp en su colaboración para Family Studies, el blog del Instituto de Estudios para la Familia (Institute for Family Studies).

Lapp comenta que la primera batalla es confrontar el pasado. Alrededor del 70% de 75 jóvenes que fueron entrevistados por él, se criaron en familias inestables, marcados por todo tipo de situaciones, desde el divorcio hasta el abuso y la adicción. Para muchos, la tarea era probar que podían ser diferentes. En consecuencia de esta problemática muchos viven bajo la consigna de nunca cometer los mismos errores.

El legado de la fragmentación familiar hace que algunos sean muy cautelosos sobre la decisión de formar un matrimonio. Por mucho que profesen su amor por su pareja, en bastantes ocasiones prefieren ganar tiempo viviendo juntos durante varios años, con el fin de asegurar que su “primera unión será su único matrimonio.” Mientras tanto, los niños que crían juntos son sólo una prueba de un apego apasionado.

En su artículo, el autor comenta que enfrentar el pasado implica un esfuerzo heroico para ganar confianza en una era de desconfianza. En el fondo, las escenas que muchos ven reflejan el divorcio de sus padres, algún tipo de abuso, batallas con las drogas y enfermedades mentales. A veces una madre es quien le recuerda a su hija que no se puede confiar en los hombres, o un padre advierte a su hijo que a las mujeres solo les interesa el dinero. Los niños reconocen que sus padres tienen razones para creer estas cosas, pero muchas veces se comprometen a que sus casos serán diferentes. Las dificultades se convierten en un impulso.

La segunda batalla es conquistar el futuro: para escribir una historia diferente a la que han conocido en sus propias familias, o al menos lo que perciben de la cultura. Muchos de los que se casan hoy en día, con orgullo marcan su aniversario: son como la pareja de la canción, que se casó joven y la gente dijo que durarían poco, pero siguen en la lucha.

Pero entonces, para muchas de estas parejas, algo sucede y deciden o concluyen que el amor se terminó. Paul R. Amato y Bryndl Hohmann-Marriott, investigadores en temas de familia, descubrieron que en una muestra de más de 500 parejas que se divorciaron, alrededor de la mitad había estado en relaciones con altos niveles de angustia. También encontraron que alrededor de un tercio de las parejas que se divorciaron tenían por lo menos uno de los cónyuges que provenía de una familia divorciada, en comparación con sólo el 16 por ciento de las parejas casadas que se quedaron juntas.

Judith Wallerstein, quien pasó años escuchando las historias de hijos del divorcio (la mayoría de los cuales provenían de familias relativamente acomodadas), lo explicó de esta manera: “Un hallazgo central de mi investigación es que los niños no solo identifican a su madre y  a su padre de manera separada, sino también la relación entre ellos. Llevan el ejemplo de esta relación en la edad adulta y la utilizan para buscar la imagen de su nueva familia. La ausencia de una buena imagen influye negativamente en su búsqueda del amor, la intimidad y el compromiso.”

En ausencia de una familia amorosa, intacta, ¿quién nutre la confianza? Hay quienes abogan por el matrimonio, teniendo en cuenta todo, desde sus ventajas económicas a los beneficios para los niños. Lo que dicen es cierto, pero ese mensaje va a caer en saco roto entre las personas con buenas razones para desconfiar del matrimonio; debido a que por lo general las personas no se inscriben en una institución en la cual no confían. ¿Por qué lo harías? E incluso cuando se da el salto, todavía queda el pensamiento: esto podría fácilmente fallar.

Tampoco es que la gente de familias fragmentadas sean víctima indefensa de las decisiones de sus padres y estén destinados a fallar con el tiempo en sus propios matrimonios. Pero el legado de la fragmentación de la familia presenta desafíos específicos para muchos adultos, hijos del divorcio, y sería una locura pretender ignorarlo.

El legado de la fragmentación de la familia seguramente no es el único saboteador en la formación de la confianza, pero es muy importante. Y “sabotaje” es una descripción acertada, ya que transmite cómo los deseos profundos para la estabilidad de la familia, deben lidiar con la desconfianza persistente.

Lapp afirma que la confianza lo es todo. Sin confianza, es difícil formar lazos duraderos, y sin lazos duraderos, es difícil de forjar el sentido, y sin sentido los cimientos son escasos: no se puede perseverar si no se le encuentra un sentido a las relaciones, a la religión, al trabajo, o a la comunidad. En este aspecto Viktor Frankl solía citar a Friedrich Nietzsche: “El que tiene un por qué  vivir, puede soportar casi cualquier cómo. Es por eso que la crisis de confianza hace metástasis en una crisis de sentido. Cuando la confianza se rompe, el significado o sentido también se rompe.

En FADEP compartimos la visión del fortalecimiento de la familia, como base y cimiento para el futuro de la sociedad. Y es que al final del día, la complejidad de la vida familiar puede llegar a ser un ciclo interminable de patrones repetidos, para bien o para mal. Vale la pena luchar por nutrir y robustecer la institución básica, núcleo fundamental de la humanidad. Es dentro de esta primera esfera social donde se está formando y construyendo el futuro de las naciones.

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

10 medidas políticas para un cambio social integral para la mujer

mujeres-prosperas-1Women of the World Global Platform es una iniciativa puesta en marcha por la organización española Profesionales por la Ética en colaboración con Woman AttitudeFemina Europa y apoyada por un gran número de entidades de todo el mundo para ser la voz de las mujeres que hablan en términos de mujer.

Recientemente dicha organización compartió una nota de prensa a los medios españoles contándoles sobre la publicación del documento: Soy Mujer, Soy Madre: 10 propuestas políticas, un documento sencillo y práctico en el que proponen 10 medidas perfectamente factibles, de sentido común y necesarias en la actualidad tanto para la mujer como para la sociedad.

Women of the World  cree firmemente que la mujer aporta algo diferencial en cualquier entorno, su identidad femenina, y que hay que sacar partido a lo que aporta en complementariedad con el hombre,  no sólo en el ámbito familiar sino también en el mundo laboral. El objetivo del documento es darle a los políticos de todo el mundo una herramienta de cambio social. La organización aboga por una verdadera y auténtica conciliación, porque no son las madres, o padres, de familia los que deben adaptar la vida familiar al ritmo laboral sino que el mundo laboral debe rehacer el modelo y asumir la maternidad como un beneficio indiscutible para el desarrollo de una profesión, un plus.

Women of the World se hace eco de la voz de las mujeres, que quieren hablar en términos de mujer. Por eso presentan 10 propuestas políticas concretas que permiten a la mujer ser ella misma en su doble dimensión, mujer y madre, respetando su identidad femenina así como el valor y la dignidad de la maternidad.

Ingresa al documento para conocerlas.

 

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

Pobreza y bienestar infantil

pobreza infantilLa crisis económica no distingue edades y uno de los grupos poblacionales que más afectado se ve por la pobreza son los niños. España, al igual que otros países en Europa, está padeciendo una crisis económica que ha hecho crecer el desempleo y, por lo tanto, los hogares sin ingresos, afectando a más de un millón de personas, entre ellos los niños.

Un informe de la entidad española FUNCAS, publicado en su revista Panorama Social brinda una perspectiva de cómo la crisis económica ha cambiado la vida de los niños, y es que uno de los problemas más graves es la escasa protección pública a las familias con hijos. Si España presentaba ya antes de la crisis un índice de pobreza infantil relativamente elevado, este indicador de bienestar objetivo ha empeorado desde 2008.

Sin embargo, llama particularmente la atención el bienestar subjetivo de los niños. En efecto, los niños en España se declaran bastante mas satisfechos que los de otras sociedades cuando valoran sus vidas, su salud o sus relaciones personales. Que el bienestar subjetivo de los niños en España se haya mantenido por encima de lo que cabría esperar,  es probablemente un merito atribuible a sus familias.

La familia es el determinante principal del desarrollo social. La políticas públicas deben centrarse en ayudar a esta institución social y no únicamente en  alcanzar un desarrollo económico que beneficia a los individuos en particular.  La sociedad, y los niños especialmente, necesitan de la familia para alcanzar un verdadero bienestar.  Es importante que, tanto estos países como aquellos que aún están en vías desarrollo, fortalezcan  la institución familiar.

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

El éxito detrás de casarse con la persona correcta

marriageJeff Haden, editor de Inc., recientemente publicó un artículo en donde abordaba la temática del éxito y como existen innumerables factores que influyen en el mismo: la determinación, fuerza de voluntad, mentalidad, forma de pensar y el ser agradable, por ejemplo.

Haden menciona que si bien todos estos factores son importantes en el éxito de un negocio o carrera profesional – y por lo tanto en la capacidad de ganar dinero – existe un factor que probablemente muchos no han considerado importante como determinante del éxito: la persona a quien se elige para contraer matrimonio.

El artículo está basado en un estudio realizado por la Universidad de St. Louis, el cual afirma que las personas con cónyuges fiables y prudentes tienen un mejor rendimiento laboral, un salario más elevado y están más satisfechos con su trabajo. Indica que esta información aplica tanto para hombres como para mujeres. Elegir una pareja “consciente”, y a consciencia, es un indicador de futura satisfacción laboral, buenos ingresos y una alta probabilidad de ascensos.

Según algunos investigadores las “parejas conscientes” realizan más tareas domésticas y promueven una vida familiar que satisface, lo cual permite al cónyuge poder enfocarse más – y mejor – en su trabajo. Este tipo de actitudes fomentan la igualdad entre hombre y mujer en muchos aspectos, y son factores determinantes para el éxito de un matrimonio, lo cual crea un impacto directo en el éxito laboral de cada individuo.

Es indudable que la institución del matrimonio brinda diversos beneficios a la persona, a la pareja, a los hijos y a la sociedad. Sin embargo con los resultados presentados a través de este estudio podemos constatar que un buen matrimonio puede influir en gran manera tanto en la economía de un hogar como la economía de una nación.

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 5.0/5 (1 vote cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

Cohabitación vs. Matrimonio: Beneficios y riesgos a largo plazo

o-LIVING-TOGETHER-ADVICE-facebook En un reciente blog de Terry Gaspard para The Huffington Post, la autora aborda la temática del matrimonio vs. cohabitación (o convivencia). Terry explica que cuando se trata de bienestar emocional, los jóvenes adultos – especialmente las mujeres – parecen tener un aumento del mismo tanto en la cohabitación como en el matrimonio, según datos recogidos por Sara E. Mernitz y Clair Kamp Bush, co autores de un reciente estudio realizado en la Universidad Estatal de Ohio. El hallazgo más sorprendente del mismo es que las mujeres parecen beneficiarse más que los hombres de la cohabitación.

La cohabitación – vivir juntos sin el compromiso del matrimonio – va en aumento. Actualmente, en Estados Unidos alrededor de dos tercios de las parejas  viven juntos fuera del matrimonio, con lo cual la cohabitación ya no lleva el estigma que solía llevar. Esto podría pensarse que  es una liberación para la mujer, permitiéndole disfrutar de la compañía de su pareja diariamente y probablemente gozando de los beneficios financieros de compartir una vivienda.  Pero vale la pena ahondar en el tema y preguntarse ¿qué pasa con la estabilidad de las parejas que cohabitan?

Según Scott Stanley, en “Is Living Together All it’s Cracked Up To Be?”, los hallazgos de Mernitz y Kamp Bush pueden ser engañosos. Stanley postula que no es de extrañar que las parejas que cohabitan experimenten un aumento en el bienestar emocional, ya que las parejas que conviven o cohabitan pasan más tiempo juntos (y tal vez tienen más sexo) lo cual puede incrementar el bienestar emocional. Sin embargo, Stanley, distinguido experto en familias, concluye que el estudio de Mernitz y Kamp Busch no puede hablar sobre las diferencias a largo plazo entre la cohabitación y el matrimonio, ya que se basa en mediciones en un incremento de dos años, y no en una tendencia a lo largo del tiempo. Por ejemplo, en dicho estudio no se analiza la calidad de la relación de las parejas en transiciones como tener hijos.

Aunque un número creciente de individuos reportan un menor estigma social sobre la cohabitación, muchas de las personas que Gaspard ha orientado le han realizado preguntas claves con respecto a la temática: ¿la convivencia/cohabitación llevará al matrimonio? ¿aumentará el riesgo de ruptura o divorcio?

Como era de esperar, no hay respuestas fáciles a estas preguntas. Pero una cosa es cierta, los investigadores han descubierto que antes de decidir irse a vivir con alguien, es muy importante que ambos están en la misma página. El Dr. John Curtis, autor de Felizmente Soltera y consejero matrimonial y familiar, escribe sobre la importancia de las discusiones en pareja sobre las expectativas personales, antes de irse a vivir juntos. Afirma que la diferencia fundamental entre el hombre y la mujer según un reciente estudio de RAND es que muchas mujeres ven la convivencia como un paso hacia el matrimonio, mientras que muchos hombres lo ven como una prueba de manejo.

Un fenómeno común, de acuerdo con Meg Jay, autor de “The Defining Decade: Why Your Twenties Matter,” es el concepto de “deslizar y no decidir” irse a vivir juntos. Lo que esto significa es que una pareja puede pasar por alto las discusiones acerca de por qué están cohabitando y poco a poco empezar a pasar la noche juntos – hasta finalmente irse a vivir juntos. Jay afirma que es crucial sentarse con su pareja y aclarar las expectativas personales sobre el futuro, desde el principio de la relación, sobretodo si tienen deseos de permanecer en una relación comprometida.

Gaspard afirma que es cierto que hay parejas casadas, que no vivieron juntas antes, que terminan en divorcio. Como también es cierto que hay quienes viven juntos, se casan, y son absolutamente felices por el resto de sus vidas y nunca contemplaron una ruptura. Sin embargo, un reciente estudio de la Rand Corporation demuestra que las parejas que cohabitan tienen menos seguridad acerca de la permanencia de sus relaciones que los que están casados; reportan menores niveles de compromiso total con su pareja, especialmente si son varones. Los resultados de este estudio muestran también que las relaciones de cohabitación se asocian con niveles más bajos de cercanía, amor y satisfacción en la dimensión de la intimidad.

El hecho que la convivencia hoy en día sea más aceptada a los ojos de la sociedad no la convierte en algo bueno ni en el modelo que los jóvenes deben seguir.  Es importante que los jóvenes conozcan las consecuencias a largo plazo y no busquen únicamente el bienestar temporal pues podrían estar comprometiendo su felicidad futura y la de sus hijos.

Puede leer el texto completo, en inglés, aquí.

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

El matrimonio importa

RENAPEl domingo pasado, 15 de mayo de 2016, en el marco del Día Internacional de la Familia, se realizó una boda colectiva en la cual 100 parejas guatemaltecas contrajeron matrimonio.

El evento fue organizado por el Registro Nacional de las Personas (Renap) con el apoyo de la organización La Familia Importa, en la Plaza del Periodista, ubicada en la Avenida Las Américas, siendo la tercera vez que realizan la actividad durante el presente año. La entidad realizó dicho evento buscando así la integración familiar legal para mantener un registro de los núcleos sociales que existen en el país.

Desde FADEP consideramos este tipo de acontecimientos como un grandioso aporte a la sociedad guatemalteca. Tanto la persona como la sociedad encuentran en la familia las condiciones necesarias para su desarrollo, y ésta debe estar construida sobre la base del matrimonio, concebido como la relación conyugal entre hombre y mujer. La estructura de la familia también es importante para la calidad del capital humano y social. Tanto la estabilidad psicológica y la salud de los hijos como la de sus padres se relacionan estrechamente con familias fuertes, cuyas virtudes trascienden a la productividad de los trabajadores y las finanzas. El matrimonio representa un valor significativo para la sociedad. Es necesario, por lo tanto, cambiar la percepción que se tiene del mismo y volver a creer en esta institución humana. – Sophia Aguirre, 2007.

Dentro del discurso realizado por Karla de Rodríguez, vocera de La Familia Importa, destacaron argumentos como “El matrimonio representa un valor significativo para nuestra sociedad, porque la familia cumple funciones sociales estratégicas. Y nadie puede negar que el matrimonio ayuda en la reducción de delitos y de la violencia doméstica. Sirve de catapulta a la economía porque brinda beneficios económicos para los cónyuges y sus hijos, para las organizaciones y, por tanto, para la sociedad. El matrimonio está incluso asociado con salud de los cónyuges, ¡ayuda a la longevidad de los esposos! […] Tanto la estabilidad psicológica y la salud de los hijos, como la de sus padres, se relacionan estrechamente con familias fuertes, cuyas virtudes trascienden a la productividad de los trabajadores y las finanzas.”

El matrimonio es una institución que favorece a la sociedad, a los esposos y a los hijos. En FADEP estamos convencidos que el futuro de la sociedad radica principalmente en la fortaleza de las familias y en la solidez de los matrimonios, ya que estos influyen en la economía, favorecen tanto a la salud como el bienestar emocional y disminuyen el riesgo de fracaso escolar en los niños.

Para conocer más datos de por qué el matrimonio importa ingresa aquí.

VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
VN:F [1.9.21_1169]
Rating: 0 (from 0 votes)

ANUNCIOS

Log in - BlogNews Theme by Gabfire themes